lunes, 28 de enero de 2008

6. Ernesto Jodos Trío - Homenaje a Lennie Tristano








Ernesto Jodos Trío: Two, not one (Lennie Tristano)

Hay quienes dicen que es el mejor pianista de jazz que ha dado la Argentina después del legendario Enrique Villegas, pero él se resiste a la comparación: “En la música no debe existir esa clase de competencias. Y además me parece que hay en Buenos Aires muy buenos pianistas que hacemos jazz, cada uno a su manera.”

Entre sus proyectos se contó un dúo de improvisación con Gerardo Gandini y el trío Cambio de celda, con Martín Iannaccone en violoncello y Sergio Verdinelli en percusión. Pero Jodos aborda en este caso un repertorio más tradicional, que no lo muestra a él como compositor, sino como intérprete. Este nuevo disco en formación de trío, con el talentoso Hernán Merlo en contrabajo y Eloy Michelini en batería, homenajea a Lennie Tristano y otros músicos cercanos a él, como Lee Konitz o William Bauer. En este disco, más allá de lo musical -que el oyente podrá juzgar por sí mismo- hay dos cuestiones para destacar. Primero que la filial de un sello multinacional como Sony Music le brinde su apoyo a un músico argentino como Ernesto Jodos. Y segundo, el rescate en sí mismo de una figura como la de Lennie Tristano (1919-1978), quien era precisamente alguien poco afecto a las disqueras.

Hijo de inmigrantes italianos, una enfermedad congénita hizo que Tistano se quedara ciego a los nueve años. En una escuela para invidentes recibió sus primeras nociones de música y aprendió a tocar varios instrumentos. Más tarde ingresó al American Conservatory de Chicago. Hay quienes dicen que si finalmente se dedicó al jazz, en vez de a la música clásica, fue por necesidad de ganar dinero con relativa rapidez. Aunque también tuvo que ver con esto el haber escuchado a Duke Ellington. A finales de la década de 1940, su nombre equivalía, en el terreno del jazz moderno en piano, a lo que Charlie Parker era en el saxo alto.

Volviendo al Mono Villegas, él decía que no puede hablarse con propiedad de un jazz argentino, sino en todo caso de músicos argentinos que hacen jazz. También sostenía que él no era un pianista de jazz, sino pianista a secas. Ernesto Jodos admite su acuerdo con la primera parte de este asunto, pero se considera en cambio un pianista de jazz. "La esencia del jazz es improvisar. Si no hay improvisación, decididamente no habrá jazz. Pero lo hay allí donde se inventan melodías, armonías y ritmos en el momento, con o sin una base predeterminada. Pero más allá de estas cuestiones la música es música, y es buena o es mala, sonará bien o sonará mal, y el resto dependerá de los gustos."

Para más información sobre este disco y el intérprete:
www.ernestojodos.com.ar

No hay comentarios: